Páginas vistas la semana pasada

Buscar este blog

13 de junio de 2011

El Papa empieza a decir "che" en vez de "amén"

Tras su viaje pastoral a Valencia

Ya a la venta.

27-3-2009

Macarena Sinatra - Roma

CONFIRMADO: JOSEPH RATZINGER usa la interjeción "che" dos veces, al menos, por homilía. Esta tendencia se volvió a patentizar el domingo en la Plaza de San Pedro, donde Su Santidad terminó la misa ante miles de feligreses diciendo "che" en lugar del habitual "amén".

El portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, salió al paso de las numerosas conjeturas sobre esta curiosa evolución del lenguaje del Papa mediante un comunicado de prensa. "La espontaneidad con que el Santo Padre usa el Santo Che sólo es atrubuible a la intervención del Espíritu Santo, cuyo amoroso influjo espuma de Gracia Divina las orillas valencianas de ese Mare tan Nostrum, che", apuntó el consegliere.

El Arzobispo de Valencia, Carlos Osoro, aseveró por su parte que "este fenómeno corrobora la hipótesis de que ese treinta y tres por ciento de Dios es de la zona de Alcoy".

La irrupción del neologismo che en la jerga religiosa ha empezado a extenderse a todas las diócesis del mundo, donde los sacerdotes ya no sólo imitan a Ratzinger poniendo cara de alacrán sino que, además, dicen che cuando les sale de los cojones. "En principio nos parece bien [usar el che]", dijo Osoro. "Aunque debemos tener cierta cautela y sindéresis en su aplicación".

Desde determinados sectores de la Iglesia se ha pedido una moratoria en el uso del che en las misas y textos religiosos, hasta que los lingüístas y teólogos del Vaticano lleguen a un acuerdo sobre su verdadera significación.

"Che significa, libertad y lucha en clave de Vinalopó", dijo el cineasta estadounidense Steven Soderbergh que tras sus películas sobre el Che y Elche, está considerado un experto ad hoc en el tema.

En la ciudad de las palmeras ya han salido a la venta las primeras estatuillas de la llamada "Dama de 'el che' ", cuyo precio oscila, según tamaños y calidades, entre los 3,50 y los 49,75 euros, y que son bastante bonitas, por cierto.