Páginas vistas la semana pasada

Buscar este blog

13 de junio de 2011

Un señor califica de «obra maestra» una paella francamente mala

paella

El Garrofer - Zahara de los Atunes

BERNARDO SANTAMARÍA de Hoces, de 32 años de edad y vecino de Zahara de los Atunes, aseguró el pasado sábado que la vulgar paella a la que fue invitado fue “una obra maestra”, provocando una sonrisa incómoda en sus anfitriones.

“Por favor, ponme más”, dijo Santamaría de Hoces mirando la gacha de arroz pasado preparada torpemente por Adela, la mujer de un compañero de oficina de su nuevo trabajo. “A mí es que como más me gusta es así”.

Abortando de manera obstinada y necia los esfuerzos de Adela y Jaime por cambiar el tema de conversación, el convidado insistió en elogiar los matices del insípido arroz y en hacer todo tipo de preguntas sobre los ingredientes y el proceso de preparación.

“No de verdad, es que está buenísima”, dijo levantando las cejas y llevándose las yemas de la mano a la boca. “Usas tomate natural, ¿verdad?”

Santa María de Hoces no hallaba hipérboles suficientes para el bochornoso arroz, al que se referió en varias ocasiones como "la madre de todas las paellas".

Pasó entonces a relatar los "sencillos arroces de leña" que hacía su abuela con conejo de campo, caracoles y ñoras. “Y embutido casero, ¿pero tú que le pones?”, arremetió de nuevo hurgando con el tenedor en el vomitivo mejunje. “Jamás se hizo una paella mejor, tú”.