Páginas vistas la semana pasada

Buscar este blog

13 de junio de 2011

Los Aznar dicen que tratarán a Obama como a una persona normal

Redacción - Madrid

Tras sus polémicas declaraciones en la revista Vanity Fair, el ex presidente del gobierno, José María Aznar, ha asegurado que estará encantado de entrevistrarse con el presidente electo de los Estados Unidos, Barack Obama. "Si llegase a verme con él, no les quepa a ustedes ninguna duda de que lo trataré como a una persona absolutamente normal".

Aznar, a quien se ha criticado duramente por calificar a Obama de "exotismo histórico", quiso dejar muy claro que el ex gobernador del Estado de Illinois será acogido en el mundo de la alta política internacional "como uno más" y que él será "el primero en levantar la voz al cielo, si alguien osa a discriminar al futuro presidente de esta nación amiga, que es los Estados Unidos de América".

El ex presidente recomendó a su sucesor, José Luís Rodríguez Zapatero, y al resto de los mandatarios europeos, que "en los cara a cara sean naturales y actúen como si no pasara nada, y que se muestren afables y sonrientes pero sin perder la naturalidad.

"Lo importante", subrayó Aznar, "es actuar con total normalidad cuándo él esté presente".

La esposa de José María Aznar y concejala de Medio Ambiente de Madrid, Ana Botella, dijo por su parte que tratar con Obama no supondría ningún problema.

"Esta es una ciudad muy cosmopolita en la que hay personas de todo tipo", aseveró. "Y yo he podido comprobar de primera mano que las personas de esa raza en concreto son gente estupenda".

"Y, por cierto, Obama no es negro, sino mulato", añadió. "Y mulato significa ser medio blanco y medio negro, con lo cual es tan blanco como negro; la verdad, no sé por qué cuándo alguien es mulato se le asocia con la negritud. De hecho yo pienso que Obama es normal, y tengo tanta razón como los que presuponen, desde una pretendida tolerancia, que es negro."